lunes, 9 de junio de 2014

Descarriló el tren en Ramos Mexía

La formación del Tren Patagónico que regresaba ayer desde Bariloche descarrilló a la madrugada en proximidades de Ramos Mexía.



El accidente se produjo cuando se rompió uno de los rieles y se incrustó contra el lateral de uno de los vagones. Una mujer resultó herida pero las lesiones no serían de gravedad.

Los pasajeros son trasladados por vía terrestre hacía Viedma y está previsto que arriben a la estación, alrededor de las 14.

Según manifestaron algunos pasajeros el accidente se registró alrededor de las 4.15, unos cinco kilómetros antes de llegar a Ramos Mexía.

"El tren se frenó de golpe. La mayoría íbamos durmiendo y nos asustamos mucho. Cuando nos bajamos vimos que el tren había descarrillado y un riel se había incrustado contra en la parte lateral de un vagón", contó un pasajero a la agencia Jacobacci del diario "Río Negro" .

Una hora después del accidente los trabajadores del tren propusieron a los pasajeros caminar cinco kilómetros por la Ruta 23 hasta llegar a Ramos Mexía. Pero los usuarios se negaron y la empresa optó por trasladarlos en micro hasta las distintas localidades. Tuvieron que esperar más de una hora, en medio de la oscuridad y el frío.

En declaraciones a Radio Nacional Viedma, Jorge Leandro Maljasian, presidente del Tren Patagónico, informó que "se partió un riel y descarrilaron un par de vagones en Ramos Mexía con 176 personas" a bordo y que producto del accidente resultó "una sola chica lesionada que se habría golpeado en el restaurante".

El funcionario dijo que "no se puede prever una cosa así" y que "el tren y las vías estarán listas para poder salir hacia Bariloche el viernes. Son cosas del destino, puede ocurrir".

Problemas a la ida

Cuando el tren se dirigía a Bariloche, se congelaron los compresores y no tenía freno. Esto hizo que la formación se retrasara varias horas y llegara el sábado después del mediodía a la ciudad andina cuando el horario habitual es a las 10,30.

Fuente: Nota

Powered by Esperando Via